PRÓTESIS DENTAL


¿Qué son las prótesis dentales?

Una rama correspondiente a la odontología es la llamada Prostodoncia (Prótesis Dental), cuya función se basa principalmente en la realización de tratamientos a través de prótesis dentales de dientes que se han perdido con el paso de los años o por cualquier tipo de problema que haya implicado la extracción de una o varias piezas dentarias, entre otras causas.
El odontólogo está capacitado para la elaboración del diseño (color, tamaño, etc.), la fabricación de diversos tipos de prótesis dentales y la elección de los materiales pertinentes a utilizar. En otro tipo de situaciones se trabaja en conjunto con el técnico dental, en el laboratorio, quien seguirá las instrucciones dadas por el odontólogo responsable.




Tipos de prótesis dentales, fijas y móviles:

  • Prótesis fijas: Son aquellas que se encuentra sólidamente adheridas a uno o más dientes naturales, o aquellas que se encuentran colocadas sobre implantes que han sido colocados anteriormente. Dentro de estos tipos se encuentran: las coronas (fundas), los puentes, y carillas de cerámica entre otros materiales.Aquellos pacientes que requieran prótesis sobre implantes deben acudir previamente al odontólogo que realizará la prótesis.

  • Prótesis removibles: Son aquellas que el paciente puede sacar de su boca, generalmente son dentaduras completas, o parciales, elaboradas por en un laboratorio según las indicaciones del profesional.



Los objetivos principales del tratamiento en el que se llevará a cabo la colocación de la prótesis dental, serán devolver la salud del área tratada, la función de todos los elementos de la cavidad bucal implicados (dientes y tejidos circundantes), funciones cómo la masticación y fonación que son imprescindibles, y por supuesto el resultado estético.

En nuestras clínicas Caredent tras un riguroso diagnóstico el profesional decidirá cuál es la solución pertinente y mantendrá un control y seguimiento del tratamiento a realizar, para los pacientes que utilizan prótesis dentales es de gran importancia mantener una buena higiene bucal y acudir periódicamente al odontólogo para mantener un control estable sobre las mismas.